Cultura
Comment 1

“Demasiado joven para morir de amor” de Camila Sierra: Poemas en vaivén romanticz

<< (…) los únicos que pueden entender que amarse y desatarse son un mismo acto.>> Hakim Bey.

Demasiado joven para morir de amor es el título que otorga Camila Sierra Madrid y que guía el recorrido que uno puede realizar en las poco más de treinta páginas que tiene la obra. De manera intercalada pero no azarosa, se mezclan poemas y prosa poética, así como se mezclan las situaciones cotidianas del mundo íntimo de quien nos habla. El texto está tramado como una serie de apuntes en un cuaderno de notas, un par de dibujos y la escritura como la experiencia borroneada y vuelta a hacer.  El motivo central es el amor, entendido este como una sumatoria congruente. Un cuerpo entendido como la adición de sus partes, como el orden de una serie de piezas puestas una al lado de la otra hasta formar algo más. Un baile de relatos, que se prenden y se apagan. Como las luces de la ciudad, como unx mismx.

Y en el afán de amar, que es recordar y vivir al mismo tiempo, la memoria está apuntalando el presente con una voz que grita y nos recita:

<<Lo cierto es que lo que temo es olvidar. Por eso quizás la aprensión de conservar las cosas como parte del recuerdo materializado, creyendo así, que en esas cosas, es que se mantiene vivo todo aquello que es recuerdo. Pero no es cierto.>>

Están presentes ciertos escenarios comunes, como la Vega, las okupas, el Tabo, las plazas del centro de Santiago y otras más, que sirven de escenario corporal. Y en el otro escenario, el emocional -quizás-, surgen las canciones, las conversaciones, las caricias, los cariños. En los paisajes del estar acuariano vienen las preguntas preguntas del aire y lo líquido, de lo cambiante. Y las respuestas aparecen como semillas en el cuerpo, se elevan para caer, desaparecen para aparecer. La mochila, la piscina, el amor y otras vivencias son recursos para dirigirnos a esa corporalidad que se ausenta para hacerse más tierra. Se vuelven muerte para nacer.

El recorrido de los poemas es un vaivén sinuoso, con lugares luminosos y oscuros, arriba y abajo, dentro y fuera. Esta cadencia, que viaja por el espacio como una onda sonora, nos acerca y nos aleja de la experiencia de los poemas para volver a observar, a mirar(nos) con mayor libertad. Dicho esto, hace bien dejarse llevar por la obra para entender el lugar desde dónde se comunica la Cami y acompañar su tránsito de romanticz andina. A fin de cuentas todxs somos demasiado jóvenes para morir de amor. Siempre.

Camila Sierra Madrid. Demasiado joven para morir de amor. Editorial Moda y Pueblo, 2018.

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s